Colchón antillagas que se coloca sobre el colchón de la cama, se conecta y al inflar y desinflar sus celdas evita que el paciente esté en contacto todo el tiempo con la superficie de la cama. Así previene la aparición de ulceras por presión.